Blog de una pilatera aficionada

La etiqueta en clase de pilates

Clases, Varios

La etiqueta en clase de pilates

Cuando empiezas pilates, o cualquier actividad, hay unas normas de conducta básicas que se dan por sabidas porque pertenecen al campo de la educación y el sentido común: son lo que se llama etiqueta, algo fundamental para que haya una buena convivencia entre todos.

La etiqueta en pilates es muy sencilla, pero vamos a recordarla, sobre todo para aquellos que empezáis ahora y podéis estar un poco perdidos.

Estos son los 10 puntos básicos que no debemos olvidar:

1. AVISA SI NO VAS A IR

Si vas a faltar a clase, los profes agradecen que avises antes, aunque sea en el último momento. Esto se aplica especialmente a clases individuales o de grupos pequeños, y también en clases con máquinas. Seguramente tienes tu sitio reservado, y si no vas puede que le interese a alguien; o quizás falte alguien más y tienen que organizar los grupos de otra manera.

2. COMENTA AL PROFE TUS LESIONES O ENFERMEDADES

Normalmente los profesores preguntan a los alumnos si todo está bien, especialmente a los nuevos. Y te suelen hacer un cuestionario cuando empiezas en un centro. Pero si un día te pasa algo, tienes una lesión nueva o lo que sea, no esperes a que te pregunten ni a que la clase haya empezado. Si te han operado o si estás embarazada deberías comentarlo. Te acercas al profe y se lo cuentas para que pueda adaptar los ejercicios a tu situación.

3. SÉ PUNTUAL

Es muy importante llegar a clase a la hora. Si llegas tarde interrumpes el ritmo, distraes al profesor y al resto de alumnos, y además tu cuerpo no seguirá desde el principio la secuencia que el profe ha preparado. Si llegas un pelín tarde, discúlpate, ocupa tu sitio discretamente y sigue la clase sin interrumpir. Nadie te va a mirar mal.

4. NO MOLESTES A OTRAS CLASES

Si hay una clase en marcha que no es la tuya, respétala. No te pongas a charlar al lado, distraes al profe y a los alumnos. Y por supuesto, no se te ocurra entrar en la clase y ponerte a hacer lo que te apetezca en un reformer libre por ejemplo.

5. LLEVA ROPA ADECUADA

No hay una ropa específica para hacer pilates. Pilates se puede hacer descalzo, pero normalmente todo el mundo lleva calcetines antideslizantes, por higiene y para no pasar frío! Mira este post si te interesa saber más detalles sobre el equipamiento que necesitas.

También se suele llevar una toalla para poner sobre los mat (colchonetas), así no los ensuciamos, que se usan muchas veces al día y acabarían sucísimos.

Es mejor no llevar perfumes fuertes, hay gente a la que le puede resultar molesto. Y respecto a collares, pulseras, anillos… no hay problema en principio, pero pueden ser incómodos, tú lo verás mejor que nadie.

6. NO TE PONGAS A CHARLAR

Antes y después de las clases es típico ponerse a charlar con los compañeros, y está bien socializar en el vestuario o mientras esperas, pero durante la clase es mejor estar callado porque distraes a la gente y pilates es concentración, no lo olvidemos!

Los móviles, obviamente, deben quedar fuera de clase.

7. PREGUNTA SIN MIEDO

Algunas preguntas deben hacerse antes o después de la clase para no interrumpir, pero a veces puedes tener dudas sobre el ejercicio que estás haciendo y está bien preguntar en el momento, claro.

Por otro lado, si estás en una clase con mucha gente, no te vas a poner a gritar o ir donde el profesor para preguntar, pero nunca te quedes con la duda. Si no puedes en el momento, pregunta al terminar.

8. NO HAGAS EJERCICIOS QUE TE SUPEREN

Tu eres responsable de tu cuerpo. Si el profe te manda un ejercicio que crees que te supera no lo hagas, pero no porque sea duro, eh? Sino porque no te viene bien por lo que sea. El profesor te indicará una modificación para que puedas hacerlo. O si ya tienes un poco de experiencia puedes modificarlo tú sobre la marcha con un poco de sentido común.

9. PROCURA NO AUSENTARTE

Hay veces que por lo que sea te tienes que ir antes de que termine la clase, o tienes que salir al baño o cualquier cosa. Intenta que no sea de manera frecuente porque las clases de pilates son una secuencia con un principio y un final y si te pierdes algo la estás desperdiciando. Si no te queda otro remedio, sal discretamente procurando no molestar. Y si sabes que te tienes que ir antes, avisa al profe antes de empezar.

10. DEJA LA CLASE COMO LA ENCONTRASTE

A la hora de acabar la clase es posible que haya quedado todo desordenado si se han usado aparatos o se han movido elementos del reformer, por poner un ejemplo. Lo normal es que cada alumno se ocupe de dejar las máquinas y aparatos como los ha encontrado. Los centros suelen facilitar un trapito y un spray al finalizar la clase para repasar el material que hayamos utilizado, así queda todo limpio para el siguiente turno.

Ya ves que la etiqueta en pilates es bien sencilla. Estos son unos puntos básicos que he sacado yo de la práctica, son de sentido común, pero hay cosas que pueden variar un poco en cada centro, por supuesto.

Hoy me he alargado un poco más de lo normal, pero espero que te haya sido útil conocer la etiqueta pilatera.

Ya sabes que si te ha gustado este post puedes compartirlo en redes pinchando en los botones que hay por aquí. Y te recuerdo que tenemos un grupo en Facebook donde publicamos cosillas curiosas para aficionados.

HOLA

HOLA

Soy Belén, una alumna pilatera sin pretensiones y autora de este blog. Si eres aficionado al pilates, o si quieres empezar, y te gustaría aprender cosas sobre el método, estás en el sitio correcto. Leer más...